El poder revolucionario de las palabras

En los cursos que doy en la carrera de marketing digital, suelo hacer hincapié en la importancia del contenido dentro de toda estrategia digital.

A mis alumnos suelo recomendarles que consulten una y mil veces sitios como Copyblogger para aprender y mejorar la redacción de textos.

Traduje esta excelente nota de Jeff Goins por hablar de una manera tan simple y a la vez tan contundente sobre la base de cualquier tipo de comunicación: el valor de las palabras.

Y además, también es un excelente ejemplo de buen copywriting.

Por Jeff Goins

Nunca, nunca, jamás subestimés el poder que pueden tener tus palabras. Como ejemplo tomá el día de hoy, 4 de julio. En Norteamérica llamamos a este día “Día de la Independencia”, porque marca el comienzo de nuestra libertad.

Crédito: Flickr (Creative Commons)

Crédito: Flickr (Creative Commons)

¿Y cómo comenzó esta revolución? Con una Declaración, por supuesto:

Cuando en el curso de los eventos humanos se vuelve necesario para un pueblo disolver las vendas que lo han conectado con otro y asumir entre los poderes de la tierra, la estación separada e igualitaria a la cual las Leyes de la Naturaleza y la Naturaleza de Dios le dan derecho, un respeto decente a las opiniones de la humanidad requiere que deban declarar las causas que los incita a la separación.

Poderoso, ¿verdad? Me gusta esa escena de National Treasure  [traducida como “La Leyenda del Tesoro Perdido” en Argentina] en donde Nicolas Cage dice, “La gente ya no habla más así.” Desearía  que lo hicieran. Es hora de recuperar el poder revolucionario de las palabras.

Quien sea que haya dicho “hablar no cuesta nada” miente

Las palabras son herramientas poderosas, dolorosas, espantosas y asombrosas. Pueden herir, ayudar, estorbar y curar.

Pero no son baratas. Tienen mucho costo.

Las palabras cuestan algo. Como tu tiempo y dinero. A veces, incluso te cuestan tu paciencia o autoestima. Las palabras tienen un precio.

Las palabras pueden cambiar el mundo

Lo hicieron antes. Acá hay unos ejemplos de como la comunicación cambió el mundo:

Las palabras importan

Ya sabés esto. Lo sentiste, fue sutil, pero supiste que estaba ahí. La potencia de las palabras. Es inmensurable e inconfundible.

Si escuchás a tu vida podés recordar momentos cuando sentiste el aguijón brutal de las palabras:

  • Cuando los otros chicos te llamaban “gordo.”
  • Cuando esa persona te dejó sin ninguna razón.
  • Cuando tu mamá te llamó “estúpido.”
  • Cuando recibiste esa carta de rechazo.
  • Cuando tu jefe te dijo que estabas despedido.
  • Cuando alguien te dijo que el cancer es “voluntad de Dios.”
  • Cuando tu esposa te preguntó cúando ibas a conseguir un trabajo de verdad.

Conocés personalmente el impacto que pueden tener las palabras.

Ahora es tu turno

Decí algo que valga la pena. No cedas a la tentación de simplemente seguir la pelea, a responder a una voz enojada elevando la tuya. No te unas a la multitud de gente lastimada lastimando a otras personas.

En cambio, usá tus palabras para algo más. Algo poderoso, algo subversivo.

Mejor aún, hacé que las palabras que salen de tu boca reflejen las acciones de tu vida. Actuá primero, hablá después. Pero por favor, hablá. Decí algo.

A menudo el silencio llevó al mundo a la maldad. Hay una razón por la cual Hitler ganó el poder tan rápido. Él podía hablar. Y hay una razón por la cual él no ganó la guerra. Alguien más habló.

Sé la persona que dice algo cuando nadie lo hace. Sé valiente. Atrevete a hablar y a tener algo sobre lo cual valga la pena hablar. Comenzá una revolución con tus palabras.

Hablar sí cuesta algo. Así tiene que ser, de todas maneras. Hablar puede ser valioso. Hablar puede ser enriquecedor y valedero y un regalo para el mundo. Así que hacenos un favor a todos y abrí tu boca.

Hablá.

Fuente: Goins Writer

El poder revolucionario de las palabras by
Share

También te podría gustar...

  • gustavo

    si vas a decir algo, que sea mejor que el silencio. proverbio chino.

  • 7Culebras

    Tremendo! me encantó

  • Analía

    genial, mas claro y facil de leer imposible!